Chamanismo

En la década de los 60, apareció la obra de Carlos de Castañeda, la cual supuso una revelación, y casi objeto de culto para un grupo de jóvenes integrados en pleno movimiento hippie, o en el despertar de la conciencia, que rige la era de Acuario, como opinan otros.

La obra narrada, en forma autobiográfica, nos sumerge de lleno, en el viaje iniciático de la mano de don Juan, un brujo yaqui, del cual recibe el autor la iniciación en los misterios del chamanismo , especialmente, en los estados alterados de conciencia y en el uso de alucinógenos tales como el peyote, sustancia extraída de un cactus en México.

Aunque nos separan 60 años, de la publicación de esta obra, todavía es objeto de estudio, y al día de hoy, el mejor documento sobre la idiosincrasia indígena, y lo más mágico de todo, es la forma en la que estos personajes vivían en simbiosis con la tierra y en armonía con su entorno, desarrollando esos poderes latentes en todos nosotros, para adaptarse y sobrevivir en los lugares más inhóspitos.

Volviendo a la obra y al autor, sólo decir que quedará envuelta en el misterio, y todavía nos preguntaremos donde empieza la leyenda y hasta donde llega la realidad.

El Futuro de los Chamanes